ir al contenido
🔴

Gobierno precipita quiebra de SANITAS y confiscará bienes

‼️ Envianos tu denuncia o noticia
Versión Beta Reportar error

Resumen

El gobierno colombiano ordenó la confiscación de los bienes de la EPS Sanitas, la segunda mayor Empresa Prestadora de Servicios de Salud del país. Sin embargo, la iniciativa gubernamental fue rechazada por la mayoría del Senado.

Generado por Inteliegenica Artifical (OpenAI)
Espacio Publicitario
+ Google Noticias
+ Canal WhatsApp

La segunda EPS más grande de Colombia

El gobierno del presidente Gustavo Petro Urrego ordenó confiscar los bienes de la segunda Empresa Prestadora de Servicios de Salud en Colombia, la EPS Sanitas, que tiene mas de cinco millones de afiliados.  

Aunque el ministro del Interior, Luis Fernando Velasco, pidió este martes 2 de abril a la Comisión VII del Senado que concertaran una nueva ponencia, el Ejecutivo sufrió una estruendosa derrota. El llamado a la concertación no caló en la comisión Séptima del Senado y las mayorías reafirmaron su postura de hundir la iniciativa gubernamental.

Lograron además que el inicio del debate del proyecto que fue radicado hace 14 meses en la Cámara de Representantes sea este miércoles a las 8 de la mañana, algo que la presidenta de la Comisión, Martha Peralta, del Pacto Histórico, intentó evitar hace mes y medio, cuando se reanudó la legislatura.

Es inminente el hundimiento de la reforma después de que ocho senadores (Honorio Henríquez, Centro Democrático y Alirio Barrera, del Centro Democrático; José Alfredo Marín y Nadia Blel, del Partido Conservador; Lorena Ríos, Colombia Justa Libres; Miguel Ángel Pinto, Partido Liberal; Berenice Bedoya, de la ASI, y Norma Hurtado, ‘la U’) firmaron la ponencia de archivo el 12 de marzo. Además, Ana Paola Agudelo, del Mira, manifestó públicamente su intención de votar a favor del archivo.

El congresista santandereano Miguel Ángel Pinto reconoció que, si bien se necesita una reforma del sistema de salud que, por ejemplo, elimine la integración vertical, insinuó que esta reforma, la aprobada por la Cámara en dos debates, no tiene salvación.

Más reciente