ir al contenido
🔴

La estrella urbana de Bucaramanga

‼️ Envianos tu denuncia o noticia
Versión Beta Reportar error

Resumen

El artículo destaca la necesidad urgente de mejorar la infraestructura deportiva en Bucaramanga, Colombia, pese a los éxitos recientes en fútbol. Señala que las deficiencias estructurales y de comodidades limitan la asistencia de público y atracción de grandes eventos, impactando la economía local.

Generado por Inteliegenica Artifical (OpenAI)
Espacio Publicitario
+ Google Noticias
+ Canal WhatsApp

Por: Roger Forero Hidalgo

Bucaramanga está en un punto de inflexión, un momento histórico que va más allá de los éxitos en el campo de juego del Atlético Bucaramanga. Nuestro equipo pelea en las finales del fútbol colombiano, y mientras celebramos esta hazaña, debemos dirigir nuestra mirada hacia la infraestructura deportiva de nuestra ciudad, un aspecto crucial que necesita urgente atención y acción decidida.

El Estadio Alfonso López, aunque es un emblema de la ciudad y ha recibido mejoras parciales, aún muestra deficiencias que impiden que sea un escenario digno de los logros de nuestro equipo y de la comunidad deportiva. Este estadio, que podría ser un epicentro de eventos deportivos y culturales de gran magnitud, necesita una modernización integral que lo eleve a los estándares internacionales. Las condiciones actuales no solo afectan la experiencia de los aficionados, sino que también limitan la capacidad de Bucaramanga para atraer y organizar eventos deportivos de gran envergadura, que podrían dinamizar nuestra economía local.

Para entender la magnitud del problema, es importante considerar que el estadio tiene una capacidad de 25,000 espectadores, pero en muchos eventos importantes no se llena debido a las incomodidades y limitaciones estructurales. Las zonas de asientos necesitan renovación, los sistemas de iluminación y sonido son obsoletos, y los servicios básicos como baños y zonas de alimentación están insuficientemente equipados. Además, la falta de estacionamientos adecuados y accesos para personas con discapacidad refleja un atraso significativo en comparación con otros estadios del país.

La realidad de los espacios deportivos en Bucaramanga es alarmante. Solo el 45% de los jóvenes tiene acceso regular a instalaciones deportivas de calidad. Esto significa que más de la mitad de nuestra juventud carece de lugares adecuados para desarrollar su potencial deportivo y adoptar hábitos saludables.

La inversión de más de $12,000 millones para los Juegos Suramericanos Escolares es un paso positivo, pero insuficiente si no se acompaña de una estrategia a largo plazo para mejorar y expandir nuestras instalaciones deportivas. Es crucial considerar que, para alcanzar los estándares internacionales, se estima que se necesitaría una inversión adicional de al menos miles de millones, destinados a la construcción de nuevos complejos deportivos y la renovación de los existentes. Esta cifra incluye la implementación de tecnologías modernas y sostenibles, que no solo mejoren la experiencia deportiva, sino que también contribuyan al desarrollo ecológico de la ciudad.

Necesitamos una red de parques y complejos deportivos comunitarios que ofrezcan a todos los ciudadanos, especialmente a nuestros jóvenes, lugares seguros y bien equipados para la práctica del deporte. Estos espacios no solo fomentan la actividad física y la salud, sino que también fortalecen la cohesión social y proporcionan un refugio contra las problemáticas sociales como la delincuencia y el consumo de drogas. El deporte puede ser una herramienta poderosa para el desarrollo social, y es nuestra responsabilidad como ciudad aprovechar este potencial al máximo.

Actualmente, Bucaramanga cuenta con solo 15 complejos deportivos comunitarios para una población de más de 500,000 habitantes, lo que significa que hay aproximadamente un complejo deportivo por cada 33,000 personas. Esta proporción es significativamente inferior a la recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que sugiere al menos un espacio deportivo por cada 10,000 habitantes.

Pensar Ciudad es pensar en la salud y el bienestar de sus habitantes. Es hora de actuar con visión y determinación, de exigir a nuestras autoridades una inversión seria y sostenida en infraestructura deportiva. Solo así podremos construir un futuro próspero y saludable, donde la estrella del Bucaramanga sea parte del renacimiento urbano que beneficie a toda nuestra comunidad. La fortaleza empieza desde el urbanismo.

Más reciente