ir al contenido
🔴

Estudio vincula uso de redes sociales con incremento en cirugías estéticas

‼️ Envianos tu denuncia o noticia
Versión Beta Reportar error

Resumen

Un estudio de la Universidad de Boston sugiere una relación directa entre el tiempo invertido en redes sociales y el deseo de realizar cirugías estéticas, ligado a la "dismorfia de Snapchat" y expectativas irreales de belleza.

Generado por Inteliegenica Artifical (OpenAI)
Espacio Publicitario
+ Google Noticias
+ Canal WhatsApp

Estudio vincula uso de redes sociales con incremento en cirugías estéticas

Un estudio reciente de la Universidad de Boston ha desvelado que las plataformas sociales como Instagram, Facebook, Twitter y TikTok pueden impulsar el deseo de las personas por realizar procedimientos de cirugía estética. La investigación destaca una relación directa entre el tiempo invertido en redes y la propensión a buscar cambios estéticos quirúrgicos, en busca de emular la perfección online.

Esta conexión ahonda en el concepto psicológico de la 'dismorfia de Snapchat', acuñada en 2019 para describir cómo los filtros y las ediciones fotográficas pueden alterar la autoimagen. Esta condición lleva a buscar una alineación de la apariencia real con las versiones virtuales editadas, generando expectativas de belleza poco realistas.

Los expertos analizaron usuarios que dedican tiempo sustancial a seguir famosos y consumir contenido visual editado. Se constató que estas personas son más propensas a la insatisfacción corporal y a considerar o realizar intervenciones estéticas.

En el contexto de la pandemia, el estudio investigó si las mascarillas aumentaron el interés por cirugías estéticas al ocultar partes del rostro. Sorprendentemente, no se encontró tal relación, marcando la influencia distintiva de las redes en la estética corporal.

Por otro lado, se recalca cómo el bienestar psicológico y la autoaceptación se ven comprometidos por la idealización de la imagen corporal en el ambiente digital, especialmente entre los jóvenes expuestos a contenidos visuales altamente retocados.

Las implicaciones a largo plazo de esta constante exposición digital plantean desafíos sobre la salud mental y la autoestima. La Universidad de Boston invita a reflexionar sobre el impacto de la percepción de belleza mediada por redes sociales y su influencia en la toma de decisiones vitales.

Se enfatiza, finalmente, la necesidad de promover una relación más sana con estas plataformas, fomentando la autoestima enraizada en cualidades y habilidades individuales, más allá de la apariencia física.

Más reciente