ir al contenido
🔴

Pareja condenada a prisión tras el tiroteo perpetrado por su hijo en Michigan

‼️ Envianos tu denuncia o noticia
Versión Beta Reportar error

Resumen

Los padres del responsable de un tiroteo escolar en Michigan, EE.UU., han sido condenados a 10-15 años de cárcel, marcando un precedente legal en el país. Fueron sentenciados por homicidio involuntario vinculado al tiroteo mortal de su hijo.

Generado por Inteliegenica Artifical (OpenAI)
Espacio Publicitario
+ Google Noticias
+ Canal WhatsApp

Pareja condenada a prisión tras el tiroteo perpetrado por su hijo en Michigan

En un veredicto que marca un precedente en la legislación estadounidense, los padres de un joven responsable de un tiroteo escolar en Michigan han sido sentenciados a cumplir de 10 a 15 años de cárcel. Este martes, la pareja fue condenada por cargos de homicidio involuntario ligados al mortal tiroteo ejecutado por su hijo en una escuela secundaria.

La jueza Cheryl Matthews dictaminó las penas para Jennifer y James Crumbley, de 46 y 47 años respectivamente, en el condado de Oakland. Ellos se han convertido en los primeros padres en ser castigados bajo esta figura legal por las acciones de su hijo Ethan, actualmente condenado a cadena perpetua.

Ethan Crumbley, de 17 años, perpetró el ataque el 30 de noviembre de 2021 en Oxford High School, ubicada a unos 70 kilómetros al norte de Detroit, dejando un saldo de cuatro estudiantes muertos y siete heridos.

En una sentencia que fue seguida de cerca por familiares de las víctimas en Pontiac, Michigan, la jueza Matthews declaró: "No se espera que los padres sean adivinos". Además, enfatizó que: "Estas condenas no son por una mala crianza, sino por actos repetidos o la falta de acciones que pudieron haber detenido un tren descarrilado que se aproximaba".

Matthews recriminó a los Crumbley por el acceso ilimitado a armas y munición que permitieron a su hijo, y calificó la actitud de la madre como "apática e indiferente".

Una de las declaraciones más emotivas durante el juicio vino de Craig Shilling, padre de Justin Shilling, una de las víctimas de 17 años. Afligido, señaló: "La sangre de nuestro hijo está en sus manos", dirigido a la pareja sentenciada.

Más reciente